El gobierno de Haití decretó este jueves la suspensión por dos meses de las actividades de la ONG británica Oxfam, tras la revelación de abusos cometidos por algunos de sus empleados, que contrataron prostitutas tras el sismo que arrasó el país en 2010.
El ministerio haitiano de Planificación y cooperación externa justificó la medida al explicar que se cometió una “falta grave” porque las autoridades judiciales y policiales de Haití no fueron informadas por la ONG de los hechos cometidos por sus empleados en el momento en que ocurrieron.
“Esta medida de suspensión se justifica por los hechos constatados de abuso y explotación sexuales perpetrados en Haití, entre 2010 y 2011, por responsables de la ONG Oxfam Gran Bretaña, en detrimento de los ciudadanos haitianos en situación de vulnerabilidad y precariedad”, escribió el ministro Avio Fleurant en un comunicado.
“Esos hechos reprensibles, considerados crímenes, reconocidos tanto por sus autores como la ONG, son un atentado grave a la dignidad del pueblo haitiano”, añadió Fleurant. Los empleados de Oxfam habían sido enviados al país más pobre del Caribe para asistir a la población tras el sismo de 2010.
Terremoto de Haití en 2010
Más de 200.000 personas perdieron la vida en 2010 en el terremoto de Haití.
Pero según revelaciones primero publicadas en medios, varios representantes de la organización habían contratado prostitutas, y otros fueron acusados de acoso y de intimidación, al tiempo que un testigo fue amenazado físicamente. La ONG publicó el lunes la investigación interna realizada en 2011 sobre su misión humanitaria en Haití.
Además, una joven haitiana contó al diario The Times haber tenido una relación con el exdirector de Oxfam en Haití Roland Van Hauwermeiren cuando ella tenía 16 años y él 61. Van Hauwermeiren negó haber organizado orgías con jóvenes prostitutas pero reconoció que tuvo relaciones sexuales con “una mujer honorable y madura” a la que no le dio dinero.
Siete empleados de Oxfam dejaron la organización en el marco de la investigación interna. Cuatro fueron expulsados por “falta grave”, mientras que tres renunciaron, entre ellos Van Hauwermeiren.

No aceptamos comentarios ofensivos, El Verificador promueve el debate de ideas como herramienta que fortalece la vida democrática.

75 + = 76