Cientos de diarios en Estados Unidos, incluido The New York Times, dedicaron espacio en sus ediciones del jueves a una defensa coordinada de la libertad de prensa y contestar los ataques del presidente Donald Trump, quien ha declarado que algunos medios de comunicación son enemigos del pueblo estadounidense.

Cada medio impreso publicó una editorial, que generalmente es un artículo sin firmar que refleja la opinión de un consejo editorial sobre un tema en particular y está separado de las noticias y otras secciones en un diario. (Lea la columna en español)

En la iniciativa participaron más de 350 periódicos de distinto alcance, tanto nacional como medios locales, entre ellos algunos con base en los estados que Trump ganó en la elección de 2016.

El Boston Globe dijo que coordinó la publicación e incluyó una base de datos en su web. “La grandeza de Estados Unidos depende del rol de una prensa libre para decir la verdad a los poderosos”, dijo el Globe.

“Etiquetar a la prensa como ‘el enemigo del pueblo’ es tan antiestadounidense como peligroso para el pacto cívico que hemos compartido durante más de dos siglos”.

Este miércoles, la edición digital de The New York Times había adelantado el texto de la editorial. Este comienza con una referencia histórica, cuando en 1787, el año en que se adoptó la Constitución de Estados Unidos, Thomas Jefferson escribió a un amigo: “Si tuviera que decidir si debemos tener un Gobierno sin periódicos o periódicos sin Gobierno, no dudaría en preferir lo segundo”.

“Veinte años después, después de soportar la supervisión de la prensa desde el interior de la Casa Blanca, estaba menos seguro de su valor. ‘Ahora no se puede creer nada que se vea en un periódico'”, escribió Jefferson.

Según el editorial, “en 2018 algunos de los ataques más dañinos provienen de funcionarios del Gobierno. Criticar a los medios de comunicación, por minimizar o exagerar las historias, por hacer algo mal, es totalmente correcto”.

Trump ha criticado con frecuencia a periodistas y ha calificado noticias que contradicen su opinión o posiciones políticas como noticias falsas o ‘fake news’. Un representante de la Casa Blanca no pudo ser contactado inmediatamente para hacer un comentario sobre los editoriales.

En febrero de 2017, Trump tuiteó que “Los medios de FAKE NEWS (los fallidos @nytimes, @NBCNews, @ABC, @CBS, @CNN) no son mis enemigos, ¡son el enemigo del pueblo estadounidense!”.

Etiquetar a la prensa como ‘el enemigo del pueblo’ es tan antiestadounidense como peligroso para el pacto cívico que hemos compartido durante más de dos siglos
Las palabras del mandatario republicano reflejan una opinión compartida por muchos conservadores de que la mayoría de los periódicos y otros medios de comunicación distorsionan, inventan u omiten hechos debido a un prejuicio en su contra.

“Periodistas y editores de noticias son humanos y cometen errores. Corregirlos es esencial para nuestro trabajo”, publicó el New York Times. “Pero insistir en que las verdades que no gustan son ‘noticias falsas’ es peligroso para la esencia de la democracia. Y llamar a periodistas ‘enemigo del pueblo’ es peligroso, y punto”.

No aceptamos comentarios ofensivos, El Verificador promueve el debate de ideas como herramienta que fortalece la vida democrática.

79 + = 85