NY.- El arresto del acusado de asesinar de varias estocadas a una joven madre de origen ecuatoriano, con 14 semanas de embarazo, arrojó detalles perturbadores y dolorosos acerca de sus últimos minutos de vida.

El imputado, identificado como Anthony Hobson, de 48 años, se entregó a la policía el viernes en compañía de su abogado. El atroz asesinato ocurrió el domingo alrededor de la 1:00 a.m. en el vestíbulo de un edificio de apartamentos ubicado en Myrtle Avenue, en Ridgewood, un vecindario en Queens.

Jennifer Irigoyen, madre de un niño de 8 años, habría sido emboscada y atacada por Hobson, su novio y padre del bebé que la joven llevaba en el vientre.

La Fiscalía de Distrito de Queens reveló que Hobson arrastró salvajemente a la joven madre desde el pasillo de su apartamento hasta las escaleras para luego apuñalarla varias veces en el abdomen y otras partes de su cuerpo.

La víctima mortal fue trasladada al centro médico Wyckoff Heights y ahí fue declarada muerta, dijo la uniformada.(Publicado domingo 3 de febrero de 2019)
Los fiscales informaron que Irigoyen suplicó a Hobson por la vida del bebé en su vientre, pero este supuestamente continuó acuchillándola sin clemencia.

El acusado encarara cargos de asesinato en segundo grado, aborto en segundo grado y posesión criminal de un arma en cuarto grado, entre otros.

No aceptamos comentarios ofensivos, El Verificador promueve el debate de ideas como herramienta que fortalece la vida democrática.

6 + 3 =