Un sospechoso de 24 años se encuentra bajo custodia en relación con el asesinato de Francesco “Franky Boy” Cali, jefe de la “familia Gambino de “La Cosa Nostra acribillado el miércoles frente a su casa en Staten Island (NYC).

El sospechoso no identificado es un residente de Staten Island y su edad es incluso menor al perfil de “hombre joven” que NYPD estaba buscando, de entre 25 y 40 años, informó New York Post.

Fuentes policiales dijeron que las huellas dactilares del joven se desprendieron de la placa del vehículo Cadillac de Cali (53), que le habría entregado al mafioso luego de chocar su automóvil. Aparentemente ese señuelo se usó para que saliera de su casa.

Cali y su asesino se dieron la mano justo antes de que el sospechoso comenzara a dispararle. La interacción fue captada por cámaras de vigilancia de la mansión del occiso en Todt Hill, Staten Island.

La víctima salió de su casa poco antes de las 9:20 p.m. el miércoles, después de que un conductor de una camioneta azul golpeara su Cadillac estacionado, dijo el jefe de detectives Dermot Shea.

Las imágenes de la propiedad, que las autoridades obtuvieron usando una orden de registro, muestran a Cali y al hombre conversando brevemente y dándose la mano. Luego le da la placa de vehículo, antes de abatirlo.

Al parecer no hubo discusión entre ambos.El pistolero disparó 12 balas hiriendo a Cali al menos seis veces frente a su hogar, un estilo que no es común en la mafia italiana de Nueva York, según los expertos.

El cuerpo de Cali fue trasladado desde la morgue del Kings County Hospital el viernes a la funeraria Scarpaci en Staten Island, donde será velado.

Por el crimen de Cali, las autoridades también continúan observando de cerca a Gene Gotti (72), hermano del fallecido ex jefe de la “familia” Gambino, “Dapper Don” John Gotti.

Gene Gotti salió libre en septiembre pasado, luego de pasar 29 años tras las rejas por tráfico de heroína.

La Cosa Nostra funciona a través de entidades conocidas como “familias”, que en Nueva York son cinco: Bonanno, Genovese, Luchese, Colombo y Gambino. A pesar de ser entidades separadas, los miembros de esta organización colaboran entre ellos en actividades criminales.

Desde 1985 un jefe de la mafia de Nueva York no había sido asesinado, cuando John Gotti ordenó ejecutar al entonces jefe de Gambino, Paul Castellano, en un restaurante de Midtown.

No aceptamos comentarios ofensivos, El Verificador promueve el debate de ideas como herramienta que fortalece la vida democrática.

75 + = 77