Para el secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), Luis Almagro, no es justo ni apropiado comparar al presidente Evo Morales con su homólogo Nicolás Maduro.

Almagro fue consultado en Argentina:”¿por qué un aliado de Maduro como es Evo Morales podrá ir a una re-reelección y no terminar su mandato y darle posibilidad dentro del sistema democrático a que haya otro presidente?”.

“No, no podemos comparar en ningún caso a Nicolás Maduro con Evo Morales. Y una comparación así, plano a plano de los dos, no es justa ni es apropiada”, afirmó en una entrevista realizada por el diario digital argentino Infobae, en su paso por Argentina.

Almagro respaldó la repostulación de Morales en su visita la anterior semana a Bolivia. Aseguró que resolver ahora, por el Sistema Interamericano, que Morales no pueda ser candidato, sería discriminatorio respecto a otros mandatarios de la región que sí lo fueron con los mismos argumentos de vulneración a sus derechos humanos.

Almagro volvió a decir que sería discriminatorio y que no podría oponerse a la decisión del Tribunal Constitucional Plurinacional (TCP), que en 2017 declaró procedente la Acción de Inconstitucionalidad Abstracta presentada por legisladores oficialistas, que pidió habilitar a Morales para una nueva repostulación, pese a que la Constitución y los resultados del referéndum del 21 de febrero de 2016 lo prohíben.

“Nosotros no tenemos ningún elemento para oponernos a una decisión de la Corte Suprema boliviana. No tenemos ninguna manera de desconocer un fallo de esa magnitud. Como el sistema político jurídico boliviano tampoco tiene ninguna manera”, aseguró en la entrevista.

Sin embargo, en relación a Venezuela, Almagro es una de las voces más críticas de la crisis en ese país y al giro autoritario de Maduro. Por ello, la OEA emitió cuatro resoluciones sobre la declaración del gobierno inconstitucional, la declaración de ilegitimidad en la reelección de Maduro, la declaración de ilegitimidad del gobierno de Maduro y la autorización para que participe en las reuniones del Consejo permanente el embajador Gustavo Tarre enviado por Juan Guaidó, presidente encargado de ese país caribeño.

Incluso, el lunes aseguró que si Maduro continúa en el poder en Venezuela, el resto de países del continente pagará el costo.

“Recibí tres clases de ataques”
Almagro señaló que por su respaldo a Morales fue blanco de críticas de la oposición boliviana.

“Yo en estos días estuve en Bolivia y a partir de mi visita a Bolivia empecé a recibir tres clases de ataque. Uno, que yo hacía esto por mi reelección, lo cual es un disparate sublime, o sea es probablemente la cuestión más ridícula que he escuchado en todo este año que llevo como secretario general, porque definitivamente esto afectaba directamente mis apoyos y mi posibilidad de reelección”, afirmó.

El segundo ataque que sintió fueron los cuestionamientos por usar las guirnaldas que estaban hechas con ramas de coca en su visita al Chapare. “Pero una cuestión es que yo le falte el respeto a una tradición ancestral de pueblos originarios y otra cosa es el apoyo al narcotráfico, no se puede ser tampoco tan idiota de comparar”, aclaró

Resaltó que el tercer ataque son las críticas que señalan que su respaldo contradice a su postura anterior, en la que afirmaba que la reelección no es un derecho humano y que Morales debe respetar los resultados del 21F.

“Si hoy me preguntan de nuevo ‘¿La reelección es un derecho humano?’ Yo sigo pensando, como secretario general de la OEA, que la reelección no es un derecho humano”, reiteró.

Estas nuevas declaraciones fueron nuevamente cuestionadas por la oposición boliviana, que califica a Almagro de “cambiante y bipolar”.

No aceptamos comentarios ofensivos, El Verificador promueve el debate de ideas como herramienta que fortalece la vida democrática.

65 + = 74