Fuente: La Razón Digital / Baldwin Montero / La Paz

Las Fuerzas Armadas (FFAA) se pronunciaron por primera vez desde que hace 20 días estalló el conflicto social por los resultados de las últimas elecciones nacionales. Lo hicieron para anunciar que nunca se enfrentarán al pueblo boliviano y pedir que en el ámbito político se encuentre una solución velando los intereses del país.

“Las Fuerzas Armadas, enmarcadas en la democracia y las leyes, garantizaremos la unión entre compatriotas, por lo que ratificamos que nunca nos enfrentaremos con el pueblo, a quien nos debemos y siempre velaremos por la paz, convivencia entre hermanos y el desarrollo de nuestra patria”, anunció el comandante de esa institución, Willams Kaliman.

Hizo el anuncio en una conferencia de prensa junto todo el Alto Mando, compuesto por el jefe de Estado Mayor del Comando en Jefe, el Inspector de las FFAA y los comandantes de las tres fuerzas.

“Los actuales problemas generados en el ámbito político deben ser solucionados en el marco de los más altos intereses de la patria, antes de llegar a momentos irreversibles”, complementó el jefe policial, poco después de una conferencia de prensa que ofreció el presidente Evo Morales para anunciar una infructuosa incitación a diálogo a los cuatro partidos que lograron representación legislativa en los últimos comicios nacionales.

La posición de las FFAA era esperada con especial interés desde ayer, cuando se desató un motín policial en Cochabamba que luego se extendió a todo el país, inicialmente con demandas institucionales que luego se fusionaron con el pedido de los grupos movilizados que demandan la renuncia del Jefe de Estado.

No aceptamos comentarios ofensivos, El Verificador promueve el debate de ideas como herramienta que fortalece la vida democrática.

+ 33 = 35