El ministro del Interior del Gobierno de facto de Bolivia, Arturo Murillo, presentó este viernes una denuncia formal ante la Fiscalía Departamental de La Paz contra el depuesto presidente del país, Evo Morales, por “sedición”, “terrorismo” y otros tres delitos.

“Lamentablemente estamos bajo un acoso terrorista que quiere matar a los bolivianos de hambre y no lo vamos a permitir”, dijo Murillo, tras salir de la Fiscalía.

El funcionario de facto informó que la denuncia se realizó luego que se diera a conocer un video, en el que se aprecia a un supuesto dirigente del trópico de Cochabamba, identificado como Faustino Yucra, conversando presuntamente con Morales, donde el depuesto mandatario le indica como organizar los bloqueos en el país para protestar contra el Gobierno de la autoproclamada presidenta interina, Jeanine Áñez.

La voz, que es atribuida por las autoridades de facto a Morales, dice: “Dividan el sindicato en cuatro o cinco grupos. Yo aguanté un mes de bloqueo (así). Te pongo un ejemplo, si mi sindicato tiene 40 afiliados, cada grupo de diez en diez, cuatro grupos, eso es para mucho tiempo”.

Fiscalía General abre investigación
Entretanto, el fiscal general de Bolivia, Juan Lanchipa, informó que la Fiscalía General del Estado ha abierto una investigación contra Morales, tras la difusión de ese video por parte de las autoridades de facto.

En este sentido, señaló que desde la institución que dirige han instruido a la Fiscalía Departamental de La Paz para “tomar las acciones técnicas correspondientes para establecer la veracidad de este audio y video”. Además, aclaró que esas pericias se ampliarán en Argentina.

Sin embargo, dando por cierto que la voz de la llamada es de Morales, Lanchipa señala que solicitaron a la estatal de telecomunicaciones boliviana Entel datos para que informen si el teléfono del cual se comunica el mandatario depuesto “pertenece al Estado o es de uso particular”.

Además, el funcionario indicó que han enviado un oficio a la Cancillería boliviana para que haga saber a las autoridades de México, donde se encuentra asilado Morales después del golpe de Estado, para que informen acerca del inicio de la investigación.

Este jueves, las autoridades de facto de Bolivia presentaron una protesta formal a México, por una supuesta violación a los principios de asilo político, tras dar a conocer el video donde presuntamente Morales incita a la violencia.

 

No aceptamos comentarios ofensivos, El Verificador promueve el debate de ideas como herramienta que fortalece la vida democrática.

69 + = 73