La gobernadora Wanda Vázquez declaró este martes un estado de emergencia tras los terremotos que afectaron a la isla.

«Se decreta un estado de emergencia en todo Puerto Rico para atender toda amenaza a la vida y los daños causados a la infraestructura y propiedad por la actividad sísmica reciente», reza el documento.

Establece también que la declaración cumple con los requisitos para que todas las agencias activen los procedimientos correspondientes para la compra de emergencia de materiales y servicios que sean esenciales.

Igualmente, la orden creó un grupo de trabajo que será coordinado por el «State Coordinator Officer» que será compuesto por el Negociado de Emergencias y Administración de Desastres (NMEAD), las agencias del gobierno y los municipios afectados por los terremotos.

Asimismo, activó la Guardia Nacional para atender los daños ocasiones por los sismos.

No aceptamos comentarios ofensivos, El Verificador promueve el debate de ideas como herramienta que fortalece la vida democrática.

12 + = 15