El partido del expresidente socialista Evo Morales se impuso el domingo en primera vuelta en las elecciones presidenciales realizadas en Bolivia de la mano del economista Luis Arce, por lo que no deberá medirse con su rival Carlos Mesa, de la centrista Comunidad Ciudadana (CC), dijeron medios locales.

De acuerdo a los datos proporcionados Arce habría obtenido un 52,4% de los votos frente al 31,5% de Mesa, señaló un conteo rápido de la encuestadora Ciesmori para medios privados de Bolivia.

“Hemos recuperado la democracia y, sobre todo, los bolivianos hemos recuperado la esperanza”, dijo Arce en una breve conferencia de prensa en La Paz, en la que afirmó: “vamos a trabajar para todos los bolivianos, vamos a construir un gobierno de unidad nacional, vamos a construir la unidad de nuestro país”.

Arce fue ministro de Economía durante 12 años en el Gobierno de Evo Morales (2006-2019) y su destacado trabajo lo llevó a ser considerado por algunos como el padre del llamado “milagro económico” boliviano.

Para ganar definitivamente la elección presidencial un candidato necesita al menos el 40% de los votos e imponerse a su opositor por al menos 10 puntos porcentuales.

El tribunal electoral debe anunciar el resultado oficial en un plazo máximo de siete días.

A través de Twitter, Morales felicitó a Arce y a David Choquehuaca, candidato a la vicepresidencia por el MAS-IPSP, por la “gran victoria”. Asimismo, reconoció el esfuerzo y compromiso de las autoridades electas, Asamblea Legislativa, a los movimientos sociales, a los militantes y simpatizantes del MAS-IPSP.

Morales destacó que a un año del golpe, en referencia a las protestas civiles que tuvieron lugar en noviembre de 2019 en contra de su gobierno, el triunfo del domingo es “histórico, inédito y único en el mundo”.

“Recuperamos el poder político democráticamente con la conciencia y la paciencia del pueblo. Somos la Revolución Democrática y Cultural para la transformación nacional. Hemos vuelto millones”, agregó.

 

No aceptamos comentarios ofensivos, El Verificador promueve el debate de ideas como herramienta que fortalece la vida democrática.

+ 72 = 77